Hearing loss: how to treat it from the root Hörverlust: Ursachen und Behandlung Pérdida de la Audición: aprende a escuchar y recupera tu oído

Pérdida de la Audición: aprende a escuchar y recupera tu oído

Biomanantial

  9  Comentarios

Pérdida de la Audición: aprende a escuchar y recupera tu oído

Escuchar es uno de los sentidos que nos permite involucrarnos y relacionarnos con el mundo alrededor. De niños aprendimos a hablar escuchando e imitando las voces de nuestro alrededor, las personas que no pueden escuchar bien tienen problemas para hablar con claridad y para conectarse con los sonidos de la naturaleza, de la música y las voces y ruidos del entorno como ruidos de motores de carros, gritos, sirenas, etc., que quizá no sean tan placenteros como los primeros pero que nos pueden alertar del peligro.

Función del oído

El oído está dividido en tres partes principales conocidas como parte externa, media e interna. Se localiza dentro del cráneo y es de estructura compleja, hecho de una gran variedad de nervios, células que forman un tejido rodeado de largas mangueras de líquido. Cuando uno empieza a perder la audición es que ha habido lesión en el oído interno.

Causas de la pérdida de la audición:

  • Tejidos envejecidos o dañados.
  • Demasiado ruido o escuchar los audífonos a muy elevado volumen.
  • Exposición a ruidos fuertes y prolongados de formas frecuente ya sea música alta, el ruido de motores fuertes, el taladro, el rechinar de una máquina, etc., Este tipo de ruidos dañaría el tejido blando del oído interno o destruiría sus células y nervios. Si la destrucción de estos tejidos y células rebasa cierto límite, entonces tendremos la pérdida de la audición permanente. El daño ocurrirá dependiendo del volumen, tiempo y frecuencia con que el oído se exponga a cierto tipo de ruidos.
  • El abuso en la toma de algunos medicamentos.
  • Golpes o lesiones en el cráneo.

Aspecto emocional de la pérdida de la audición

Además de las anteriores causas, el oído también puede llegar a dañarse cuando estamos expuestos a determinadas situaciones que no “nos gusta escuchar”. Por ejemplo, hablar por teléfono con alguien con quien discutimos a menudo, o que nos grita o enfada, o que no toleramos lo que nos dice, pero que no tenemos otro remedio que escuchar o no sabemos cómo quitarnos esa situación de encima,  predispone al oído a obstruirse y, justamente, a no querer escuchar.

Un abogado con 20 años trabajando en una auditoria hablaba todos los días por teléfono con clientes con quienes tenía que pelear para arreglar asuntos, hablaba por lo general colocando el auricular en su oreja derecha y esta fue perdiendo la audición y presentando un pequeño ruido. El hombre no asociaba a qué se debía esta pérdida de audición y empezó a colocar el teléfono en la oreja izquierda, la cual empezó a tener problemas también. No notaba que el rechazo a hablar y a tener que tolerar insultos y pleitos que le causaban un excesivo estrés era lo que estaba bloqueando su audición.

Por otro lado, hay niños o adolescentes que podrían ir generando ciertos bloqueos en el oído debido a que las autoridades que los rodean son excesivamente impositivas, gritonas, criticonas, alzan la voz y ordenan o reprueban. El niño o joven puede sentir un entorno injusto y al no poder rebelarse o defenderse ante este y en un mecanismo de defensa inconsciente, este se “cierra” a escuchar, taponeando sus oídos.

 ¿Cómo recobrar la audición y prevenir el daño al oído?

Lo primero es detectar los síntomas:

  • Por lo general no hay dolor pero hay vaga sensación de presión o pesadez.
  • Se puede escuchar un leve zumbido o ruido en el oído.
  • Se siente como si el oído estuviese tapado y las cosas se escuchan lejos o con bajo volumen.
  • Una de las señales más frecuentes de la pérdida de audición es no escuchar sonidos agudos como voces agudas o el trinar de los pájaros.
  • En ocasiones estos ruidos desaparecen cuando el ruido o la sensación de taponeo terminan, lo cual no significa que, aunque se vuelva a escuchar aparentemente bien, no se hayan dañado células o tejidos.

Cuidados y prevención:

  • Hay que evitar exponer nuestro oído a ruidos fuertes y prolongados, sobre todo el de máquinas y música.
  • Si sientes que no escuchas bien y no te has expuesto a ruidos fuertes o prolongados, vigila tu estrés, lo más probable es que estés demasiado agobiado o estresado y te sientas saturado de “escuchar” ciertas cosas en tu vida y de no saber cómo ponerles remedio.
  • Disminuye los ruidos alrededor, puedes estarte acostumbrando a trabajar con mucho ruido de máquinas, coches, etc., y no darte cuenta.
  • Sal cada vez que puedas al campo o playa y disfruta de los sonidos suaves de la naturaleza.
  • Utiliza tapones de oído si es que trabajas en lugares muy ruidosos como en el aeropuerto, fábricas, etc., o cuando vayas a usar maquinas con ruidos fuertes como cortadoras de césped, motocicletas, etc., o cuando vayas a conciertos.
  •  Si vives cerca de avenidas ruidosas, pon en tu casa ventanas de doble panel o alfombras y cortinas, las cuales ayudaran a absorber los ruidos.
  • Es importante que observes, además, si no te encuentras en lugares donde haya muchos pleitos o discusiones pues esto también influye en la pérdida de la audición.

Escribir un comentario

Tags: audición escuchar oidos ruidos

También te puede interesar:
100%

9 Comentarios “Pérdida de la Audición: aprende a escuchar y recupera tu oído”

4
el 15/06/2016
Hola, tengo otoesclerosis,
Me gustaria saber si es malo, escuchar la television, con auriculares.
Gracias

4
el 22/07/2015
Pues me encantaria seguir estos consejos porque tengo varios familiares con problemas auditivos y no quisiera que me pasara algo asi.
4
el 22/01/2015
Las personas mayores tienden a perder la audición como pueden recobrarla, llegan a sentirse mal e incomodos prque muchs veces incomodos. ES recomendable el uso de audifonos o que efectos colaterales genera.
4
el 17/10/2014
El cuidado de nuestros oídos es fundamental ya que con estos nos sociabilizamos con las demás personas, quienes pierden la audición manifiestan incomodidad y tristeza a pesar de que hay audífonos que pueden atenuar esta situación , refieren que no es lo mismo muchas veces incomoda. Es responsabilidad nuestra tener cuidado con los ruidos fuertes y si estamos expuestos a estos tomar las medidas correspondientes para evitar lesionar, y que no nos afecten en la edad adulta.
4
el 16/04/2014
Con el avance de la tecnología muchos manejamos el celular para conversar, pero se ha estudiado que mantener conversaciones prolongadas por este medio también generaría la pérdida de audición. Es bueno tomar en cuenta este aspecto y de paso evitar los volúmenes altos.
5
el 14/08/2013
Sera bueno poner en practica sus recomendaciones, en ocasiones mi oido derecho duele, pero creo que es por el estrés porque aprieto mucho la mandíbula y después es cuando siento el dolor en el oido, si esto no funciona iré al médico, agradezco sus consejos que parecen muy útiles.
5
el 09/08/2013
Con la edad tambien se va perdiendo un poco la audición y que bueno que nos explicas y nos das estos consejitos que debemos seguir para tener un buen oido.
4
el 06/07/2013


El oído es un organo muy importante y tenemos que cuidarlo mucho ya que es penoso perder la audición teniendo varios medios para contrarestar esta perdida. Es necesario hacerse chequear a tiempo. De hecho que los trabajos con audifonos perjudicaran nuestra audición par lo cual se debe tomar las medidads correspondientes, y evitar exponernos a volumenes fuertes.

5
el 29/04/2013
pues ahora que lo mencionan yo hablo mucho por el celular y he tenido un pequeño dolor en un oido y no se si deba a eso o a otra cosa, porque cuando hablo siento que me lastima el oido . Muchas gracias lo tomaré en cuanta.

Escribir un comentario

Nombre: (Requerido)
E-Mail: (no será publicado) (requerido)

Tu comentario:

Puntuación:Pobre Excelente
captcha image
Código de confirmación: (Requerido)
Acepta las normas de participación
Mejora tu vida pensando positivamente

«Mejora tu vida pensando positivamente